0
0
0
s2smodern
Logo de Google

 

Ha trascendido la decisión que en julio de 2018 tomó la Corte de Distrito de Ámsterdam, Países Bajos, respecto del derecho a la privacidad de una médica que fue reprendida, para que la sanción disciplinaria no aparezca en los motores de búsqueda en lo que se conoce en Europa como el derecho al olvido.

En el caso, la médica fue disciplinada por no haber proporcionado los cuidados postquirúrgicos adecuados a un paciente. Inicialmente, la Junta Regional de Disciplina para la Atención Médica, que administra el registro BIG al que deben inscribirse todos los profesionales de la salud, la encontró culpable de negligencia y ordenó su suspensión. Posteriormente la sanción se reconsideró y se encontró que la falta no fue tan grave y se levantó la suspensión haciéndola temporal.

Pese a la revocación de la sanción, en los motores de búsqueda de la red, particularmente en Google, los primeros resultados que arroja el nombre de la médica son hacia una lista negra de médicos neerlandeses, que, según la profesionista en cuestión, la exponían a un ridículo digital.

Sus tentativas para que se eliminaran estos resultados de la web resultaron infructuosos ante Google y ante la autoridad neerlandesa de protección de datos, Autoriteit Persoonsgegevens, que encontró que al estar vigente la suspensión, no cabía el derecho al olvido.

La Corte de Ámsterdam, sin embargo, opinó lo contrario y concluyó que en este caso pesa más el derecho a la vida privada de la médica que el interés público a la información que resulta imprecisa porque da una idea equivocada de que la médica carece de aptitudes para realizar cirugías. Por ello, ordenó a Google a eliminar de sus motores esos resultados. La decisión, sin embargo, fue apelada por la empresa estadunidense según lo reporta el diario Trouw.

La decisión se emitió en julio del año pasado y quien se opuso a una publicación temprana fue el abogado de la profesionista, Willem van Lynden, por temor de que el asunto regresara equivocadamente a la atención del público.

Sobre la decisión, el abogado Van Lynden opina que esta es una decisión innovadora que permite que los médicos no toleren estar vinculados a través de Google a las decisiones de la corte disciplinaria, sino que las búsquedas se hagan a través del registro BIG en donde se publican las decisiones disciplinarias respecto de los profesionistas del sector salud.

Por lo pronto, y con fundamento en esta sentencia, el abogado ha solicitado a Google eliminar el nombre de otros 15 médicos y casi la mitad de las solicitudes fueron otorgadas por Google. Será interesante conocer el sentido en que se resuelve esta controversia en la apelación.

Más información dutchnews.nl

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

0
0
0
s2smodern