La presidenta de Argentina, Cristina Fernández había declarado que en realidad la inseguridad que se vive en su país no es tal, ya que se trata más de la percepción de las personas de este problema debido a la cobertura mediática.

 

Pero, ¿seguirá pensando lo mismo ahora que la Casa Rosada, casa de gobierno, fue el blanco de un robo?

 

Del museo de la Casa Rosado fueron extraídos dos artículos que estaban en exhibición y que pertenecieron a un ex presidente de aquel país. Lo peor es que nadie sabe cuando ocurrió el robo pues se estaban haciendo trabajaos de remodelación y solo se dieron cuenta de los artículos faltantes al volver a montar la exposición.

 

Y como en cualquier país, ya empezaron las acusaciones de unos a otros, no en cuanto al robo mismo, sino a la inseguridad porque la presidente acusó al poder judicial de no trabajar al no encarcelar a los delincuentes y una ministra de la Corte Suprema acusó al gobierno de no nombrar más jueces y no asignar más recursos para que se haga el trabajo judicial.

 

Total, que el gobierno de Argentina experimentó “la percepción” de sufrir un robo por la alta inseguridad.

 

Los toros se ven diferentes desde la barrera ¿no?

 

Fuente BBC Mundo 

www.miabogadoenlinea.net